Marilina

CuentosPortada

Hoy en Terminal, comenzando Agosto, compartimos el relato Marilina, escrito por Luciana Schwarzman. La ilustración es de Luciana González Verbauwede.  

Marilina

Ilustración: Luciana González Verbauwede | luverbauwede@gmail.com

Marilina giró, giró y giró sobre sí misma hasta caer al piso enredada entre sus pies. Fueron al menos dos minutos completos en los que no paró de reírse. De nervios.

Se había dado cuenta, por fin, que aún se sentía viva. Viva y blanca. Como su piel, los dientes, la calma. Ese impulso la había contagiado de vida por un momento.

Entonces comenzó a reincorporarse de a poco, primero una mano levantó la otra y juntas ayudaron a levantar a Marilina. Se puso a pensar que debía ser la única mujer en el  mundo convulsionando así de risas.

Una vez entera, se acomodó un mechón, estiró su ropa y caminó, caminó y caminó sin rumbo. Quería sentir que era una persona más, que nada ni nadie le había ensuciado sus dieciocho años. Que su femineidad, contraída un poco, podía aflorar ante tanta adversidad.

Levantó su cara hacia el cielo y la olió venir, con viento, con tierra. Comenzó a llover y ella siguió caminando. Aspiró esa lluvia y se ahogó. Dejó que cayera fuerte sobre su espalda. Le dejó olor a frío, a embarrado, a pasto…a destino. Mojado.

Pasaron horas, quizás hasta un día, que Marilina no dejó de caminar.  Y se sintió agotada. Suspiró y dejó que su cuerpo decida.

Se acercó al mostrador, miró fijamente al policía. Y se desplomó.

Cuando pudo, escupió las palabras justas. Su piel recordó los rasgos de quien la había rasgado hacía unas cuantas horas.

Luego se levanto de la silla controlando el temblor de sus rodillas y dejó caer su antiguo yo.

Entera, Marilina, salió de ese áspero edificio y giró. Giró y giró sobre sí misma, una vez más. Limpia, blanca. Y aliviada. Sin dejarse caer enredada sobre sus pies, siguió adelante. Caminó, caminó. Y caminó.

El autor:

Soy periodista y escritora. Estudié en TEA y en la UBA (Carrera de Edición Editorial). Participo en el taller literario de Iris Rivera y Graciela Repún. En el Concurso de Proniño y Bellsouth obtuve una mención y publicación de un ensayo sobre el Trabajo Infantil en la Sociedad. En 2010 y 2011 publiqué cuentos de LIJ en la revista Billiken. Pueden seguir mis trabajos en: www.lucianaps.com.ar www.unapiedraytecuento.blogspot.com

Dejanos tu comentario